Los pajares de Sitxea

Publicado Publicado por La Kukula en CURIOSIDADES     Comentarios Escribe un comentario
jul
29

Con motivo de la investigación llevada a cabo en el Archivo del Ayuntamiento de Burgui se ha conseguido recabar el proceso de edificación de algunos de los actuales pajares existentes en el paraje conocido habitualmente como Sitxea, antes Izabarroba.

Pajares (2)

En sesión celebrada el 3 de noviembre de 1918, el vecino Nazario Labiano solicitó un terreno para la construcción de un pajar en el término de Izabarroba. El ayuntamiento, habida cuenta de que poseía en dicho paraje “un buen trozo de terreno”, acordó solicitar autorización a Diputación para que “pueda enajenar cuantas parcelas se soliciten con destino exclusivamente para edificaciones por cuanto dicho terreno ni da ni puede dar otros productos al municipio”.

Es así como, una vez obtenida la autorización para la venta de 800 metros cuadrados de terreno comunal en este paraje, se fijó “la subasta con lugar a sexta para el día 7 de octubre de 1919”, estableciendo “diez parcelas de 80 metros cuadrados cada una”, indicando que “el vuelo que se dé a las cubiertas para el goteraje no podrá salir del terreno comprado y que las puertas y luces que quieran darse a los edificios tendrán que ser necesariamente a la parte Este y Oeste de los mismos”

En el Depósito de Cuentas del año 1920 figuran anotados cinco ingresos a razón de 93 pesetas con 75 céntimos cada uno por “importes de una parcela comprada al ayuntamiento en Izabarroba” satisfechos por Nazario Labiano, José Urzainqui, José Tolosana, Juan Zamarguilea y Ciriaco Gárate. Curiosamente se observa que de las diez parcelas sacadas a subasta tan solo la mitad de ellas son demandadas por vecinos, y los dos últimos ni siquiera llegarán a edificar un pajar.

Sabemos que a fecha 7 de marzo de 1920 algunas de estas edificaciones se encontraban ya en construcción puesto que en acta de sesión “se acuerda requerir a los propietarios de las parcelas de Izabarroa para que se abstengan de depositar tierras fuera de su propiedad y menos en el camino público y que inmediatamente quiten las que hayan colocado”.

pajares3

En la fotografía superior del año 1929 se observan ya construidos tres pajares -cuyas parcelas son las subastadas en 1919- así como el camino público que se menciona anteriormente. Se trata del Camino Real que comunicaba con Salvatierra de Esca, y que en esa zona era apenas una estrecha senda. A destacar que los actuales pajares de Lupercio y de Zarrajero se encontraban ya edificados con anterioridad a esta subasta de parcelas, siendo por lo tanto los más antiguos de todos los existentes y fecha desconocida.

Para concretar el origen de las siguientes edificaciones que se llevaron a cabo hay que remontarse al acta de la sesión celebrada con fecha 18 de febrero de 1934, en la que “Marcos Ezquer y Francisca Lorente solicitan que se les adjudiquen 150 y 100 metros cuadrados de terreno en el paraje denominado Izabarroba por serles necesario para edificar sobre dichos terrenos”.

Curiosamente, Francisca Lorente era la mujer de José Urzainqui, quien ya adquirió una parcela en 1919, por lo que es de suponer que esta petición sería para una ampliación del pajar que ya tenían construido, ya que en las condiciones de la subasta se dice que la parcela “linda al norte con pajar de Francisca Lorente”.

Con fecha 4 de marzo de 1934 se celebra esta nueva subasta de terrenos. La primera parcela fue adquirida por José Francisco Lorente -quien unos meses más tarde la cede en donación a su yerno Marcos Ezquer- y la segunda por Francisca Lorente, quien tenía así la posibilidad de ampliar el edificio construido en la parcela que le fue adjudicada a su marido en 1919.

Posteriormente, en sesión del 16 de septiembre de 1934 el vecino Marcos Ezquer -quien ya disponía de la parcela anterior donada por su suegro José Francisco Lorente- solicita se le adjudiquen 50 metros cuadrados de terreno en el mismo paraje, si bien no se ha localizado el acta de dicha subasta, por lo que se desconoce si llegó a ampliar o no la parcela inicial.

Resumiendo, en los años 1919 y 1920 se construyeron tres de los actuales pajares a iniciativa de Nazario Labiano, José Urzainqui y José Tolosana. A partir del año 1934 se edifica otro por parte de Marcos Ezquer y se amplía el de José Urzainqui. Y hay otros dos pajares cuyo origen es anterior y al menos del de Lupercio se tiene constancia de su edificación inicial por la siguiente fotografía de finales del siglo XIX o inicios del XX.

Burgui

 

Escribe un comentario